Nina

Que bonito es ser mujer, madre, soltera, independiente, trabajadora y despistada....

viernes, junio 09, 2006

Los abrazos


Nunca me enseñaron a abrazar.

No sabía lo que se sentía, hasta que un día aprendimos mi hijo y yo juntos, recuerdo perfectamente los primeros abrazos, como olían, como sabían y como me hacían sentir.

Desde el momento en el que aprendí a abrazar, se convirtió en mi muestra más sincera de cariño, puedo besar, tener sexo, hablar, mentir ... Sin querer a una persona, pero nunca podría abrazarlo sin sentirlo.

En ocasiones, cuando algunos de los que no me enseñaron a abrazar, me ven abrazando, noto que desean aprender y muchas veces me gustaría poder ser yo quien los enseñara, pero no puedo, siento como si debieran haber sido ellos los que me hubieran enseñado a mí y ahora quizás ya es demasiado tarde para enseñarlos yo a ellos.

Me encanta el sabor de los abrazos, el olor, la sensación, el sentimiento...
Hay ocasiones en los que algunas personas intentan abrazarme y yo soy incapaz de corresponderlos con mi abrazo...

Los mejores abrazos, son los que cuando te abrazas, sientes que lo que te están abrazando es el corazón, esta mañana me he levantado, he ido como cada día a despertar a mi hijo, me he acostado junto a él en su cama... Ha abierto los ojos y me ha dicho... Buenos días mami ... Que ojos más bonitos tienes... ¿Me das un abrazo en el corazón? ....
Que ricos saben los abrazos... Si te abrazo es porque te quiero

6 Comments:

At 10:34 a. m., Blogger ypariolaabuela said...

... me has dejado impresionado con tu pensamiento sobre el abrazo y me subia un no se que y un que se yo por el cuerpo, porque mi niña que solo tiene 2 años y pico y una lengua de trapo; la otra noche mientras le contaba el cuento de rigor (gracias al Pais por el coleccionable de cuentos, si no me sabria 3), pues mientras le contaba el cuento, me miró y me dijo en su idioma claro... te quiero mucho... me puse perdidito de las babas que se me caian, y lloré un poco de emoción.. al salir de la habitación mi mujer rabiaba de envidia porque a ella nunca se lo dice.

Yo nunca se lo dije a mis padres, y hoy con cuarenta años a veces lo pienso y cuando estoy con ellos lo intento, pero... no me sale.

Aunque de la manera que los miro saben como les quiero y admiro. Gracias PAPAS por como me educasteis.

 
At 11:02 a. m., Blogger Dr.M said...

Hay mucha gente que trivializa el abrazo.Me alegra saber que por aqui se les da la importancia que requieren.
Yo no tengo hijos,pero tengo una lista de cosas importantes que a mi no me han enseñado (como los abrazos), para cuando los tenga.
Un abrazo.

 
At 9:45 a. m., Blogger mosca cojonera said...

Comparto tu abrazofilia, Nina.
Mis padres, siempre al borde del divorcio, malos tratos y tal, nos han enseñado que nadie se toca, nadie se abraza, nadie se acerca...

Durante años convertí esa distancia en parte de mi personalidad, no supe hacerlo de otra manera.... hasta que me pasé dos años en Inglaterra. Ay! Sin saber que eso era posible, me di cuenta que la gente podía ser aún más distante, no emocionalmente pero si corporalmente. Y tras dos años sin rozarme con nadie, aprendí lo importante que es tocar, abrazar, acariciar a los que queremos. Que ademas de que lo sepa su mente, que lo sepa también su cuerpo.

Enhorabuena por haberlo aprendido, cuantas satisfacciones da, eh?

----------------------
Cambiando de tema, sobre tu post de dios. Me dice mi señora que te recomienda leer "Por qué no soy cristiano", de Bertrand Russell.

:)

 
At 12:13 p. m., Blogger Nina said...

ypariolaabuela: Es bueno ser agradecido, suerte la tuya.
Espero que disfrutes con tu hija y que le podáis enseñar a abrazar o aprender juntos, al igual que a decir "te quiero".

dr.m : No hace falta tener hijos, para aprender a abrazar, solo tienen un sabor distinto esos abrazos.
Cada día espero ansiosa un nuevo color.

mosca: Me alegro que entiendas tú también lo de los abrazos precisamente.
En cuanto a la recomendación de tu santa, tomo nota, sus recomendaciones siempre me han resultado muy útiles.

 
At 3:22 p. m., Blogger Rojas said...

Te descubro y lo primero que me sorprende de ti es que le das importancia a un abrazo... Me parece tierno y delicioso... Pese a que corro el riesgo de equivocarme, me parece que eres una persona sensible... Está claro que si eres capaz de valorar tanto un abrazo, seguro que eres una persona que merece la pena, ya que tienes los sentimientos necesarios para abrazar la vida.

 
At 4:05 p. m., Blogger Nina said...

rojas:
La sensibilidad duele y hace tiempo decidí ser muy simple y muy muy feliz, pero a pesar de todo hay veces que se me debe notar.

 

Publicar un comentario

<< Home

Free Hit Counters